Sidebar

23
Vie, Jun
7 New Articles

Oficio de Suplicación, Letanía y Hacimiento de Gracias

Oficios
Typography

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

Oraciones de Súplica


    Para un Oficia de SUPLICACIÓN, se recomienda leer en el OFICIOMATUTINO o VESPERTINO, además del Salmo 95 ó 23,respectivamente, uno o más de los Salmos 46, 51 y 130; y, después de la última o única lección, uno de los cánticos 27, 28 y 29.
    Además de para los días de SUPLICACIÓN y otras muchas ocasiones, la PLEGARIA GENERAL (Letanía), es especialmente adecuada para los tiempos de Adviento y Cuaresma.

 

Prayers of Petition

Plegaria General (Letania)

    ¡OH Dios y Padre celestial!
    R. Apiádate de nosotros, miserables pecadores.
    V. ¡Oh Dios Hijo, Redentor del mundo!
    R. Apiádate de nosotros, miserables pecadores.
    V. ¡ Oh Dios Espíritu Santo, procedente del Padre y del Hijo!
    R. Apiádate de nosotros, miserables pecadores.
    V. ¡Oh santa, bendita y gloriosa Trinidad, tres Personas y un solo Dios!
    R. Apiádate de nosotros, miserables pecadores.
    V. Oh Señor, no te acuerdes de nuestros pecados, ni nos castigues por nuestras iniquidades; mas perdónanos, perdona a tu pueblo, que redimiste con
tu sangre preciosa, y no estés siempre enbjado contra nosotros.
    R. Perdónanos, oh Señor.
    V. De todo pecado e impureza; de toda tentación y fragilidad; y de toda asechanza del mundo, del maligno y de nuestra propia carne.
    R. Líbranos, Señor.
    V. De ceguedad de corazón; de soberbia, yanagloria e hipocresía; de envidia, odio y mala voluntad, y de toda falta de caridad.
    R. Líbranos, Señor.
    V. De rayos y tempestades; de peste, guerra y hambre; de calumnias y de todo otro daño temporal.
    R. Líbranos, Señor.
    V. Por el misterio de tu santa encarnación; por tu nacimiento, circuncisión y ayuno; por tus angustias y muerte de cruz; por tu resurrección y ascensión a los cielos; y por la venida de tu Espíritu Santo.
    R. Líbranos, Señor.
    V. ¡Oh buen Dios! nosotros te suplicamos oigas nuestros ruegos, y te dignes gobernar y dirigir a tu santa Iglesia Universal por el camino de la rectitud.
    R. Suplicámoste nos oigas, oh Señor.
    V. Que te dignes iluminar a los Obispos, Presbíteros y Diáconos de la Iglesia Universal, dándoles la verdadera inteligencia de tu Palabra, y adornándolos con todos los dones de tu divino Espíritu.
    R. Suplicámoste nos oigas, oh Señor.
    V. Que te dignes bendecir todos los trabajos para la propagación de la verdad en el mundo, y librar a todos los que anuncian tu Evangelio, de las maquinaciones de hombres inicuos y sin fe.
    R. Suplicámoste nos oigas, oh Señor.
    V. Que te dignes amparar con tu gracia al supremo Gobernante de esta nación, dirigir los consejos de sus Ministros, y dar sabiduría e Inteligencia a los miembros de las Cortes.
    R. Suplicámoste nos oigas, oh Señor.
    V. Que te dignes infundir rectitud y justicia en los Magistrados y Jueces; y tu amor y temor santo en los profesores de las Universidades, Institutos y Colegios.
    R. Suplicámoste nos oigas, oh Señor.
    V. Que te dignes animar con tu caridad- a los directores y encargados de todos los establecimientos de beneficencia.
    R. Suplicámoste nos oigas, oh Señor.
    V. Que te dignes ahuyentar de nuestro país todo error, superstición e incredulidad, y hacer que enmudezca toda lengua yana.
    R. Suplicámoste nos oigas, oh Señor.
    V. Que te dignes prosperar a nuestra patria en todo aquello que constituye la verdadera grandeza de las naciones.
    R. Suplicámoste nos oigas, oh Señor.
    V. Que te dignes ayudar, defender y consolar a todos los que están en peligro, necesidad y tribulación, tanto del alma como del cuerpo.
    R. Suplicámoste nos oigas, oh Señor.
    V. Que te dignes perdonar a todos los que nos odian, persiguen o calumnian, y convertir sus corazones.
    R. Suplicámoste nos oigas, oh Señor.
    V. Que te dignes darnos salud y paz, gozo y abundancia, y todos los bienes que tú concedes a tus hijos.
    R. Suplicámoste nos oigas, oh Señor.
    V. Que te dignes establecer unión y concordia entre todas las naciones, y tener misericordia de todo el género humano.
    R. Suplicámoste nos oigas, oh Señor.
    V. Que te dignes bendecir a esta Congregación, perdonar todas nuestras flaquezas, darnos tu divino Espíritu, acrecentar el número de los fieles, y guiamos en santidad de vida.
    R. Suplicámoste nos oigas, oh Señor.
    Todos: Oh Cordero de Dios que quitas los pecados del mundo, intercede por nosotros.
    Todos: Oh divino Consolador que escudriñas los corazones, ayuda nuestra flaqueza.
    V. Oh Dios, muéstranos tu misericordia.
    R. Como esperamos en ti.

El Ministro, en pie:

    ¡OH Dios, Padre misericordioso, que no desprecias los gemidos de un corazón contrito, ni el anhelo de los angustiados! Acoge benignamente las oraciones que te dirigirnos en todos nuestros trabajos y ad versidades, y óyenos con clemencia, para que los males que justamente hemos merecido, sean por la providencia de tu bondad disipados; a fin de que nosotros tus siervos, estando libres de toda calamidad, te demos gracias en tu santa Iglesia, y te sirvamos siempre en santidad y pureza de vida.
    R. Amén.
    V. Por tu misericordia, oh Dios nuestro, que eres bendito y vives y gobiernas todas las cosas por los siglos de los siglos.  R. Amén.


¶ Luego pueden decirse, conforme a las circunstancias, algunas de las siguientes oraciones.

Litany

 Súplicas Varias

POR LA IGLESIA UNIVERSAL

¡OH Dios y Padre de las misericordias! A ti humildemente elevamos nuestras súplicas por tu santa Iglesia católica. Llénala de toda verdad y de toda paz; purifícala en lo que tenga de corrompido; dirígela donde esté en error; ilumínala donde se halle en tinieblas; santifícala donde abrigue supersticiones; refórmala donde haya necesidad; confírmala y fortalécela en todo tiempo; ayúdala en toda tribulación, y concédele unidad de fe y amor; mediante Jesucristo Señor nuestro. — R. Amén.
 

 Various Prayers

For the Church Universal

 POR LA UNIDAD DE LA IGLESIA


    ¡OH Dios, Padre de nuestro Señor Jesucristo, nuestro único Salvador y Príncipe de Paz! Aparta de entre nosotros cualesquiera motivos que puedan impedir una santa unión y concordia; y concede que, como no hay sino un Cuerpo y un Espíritu y una Esperanza de nuestra vocación, un Señor, una Fe, un Bautismo, un Dios y Padre de todos nosotros; así estemos todos, de aquí en adelante, de corazón y de alma unidos en un santo vínculo de verdad y paz, de fe y caridad, a fin de que podamos glorificarte siempre con una mente y con una boca; mediante Jesucristo nuestro Señor. — R. Amén.
 

 For the Unity of the Church

 POR LOS MINISTROS Y POR LOS FIELES

    ¡DIOS misericordiosísimo, nuestro Padre celestial! Derrama tu Espíritu Santo sobre todos nuestros Obispos y demás Ministros, y sobre todas las Congregaciones que están bajo su cuidado; y de tal manera llénalos de la verdad de tu doctrina y vístelos de inocencia de vida, que puedan caminar delanté de ti en toda fidelidad, a gloria de tu santo nombre, y hereden al fin la salvación eterna: mediante Jesucristo nuestro Señor. — R. Amén.
 

 For the Clergy and People

POR LA PATRIA

    ¡DIOS omnipotente, Señor de cielos y tierra, que has dado ésta a los hombres según los tiempos y límites fijados por tu santa Providencia! Bendecimos y alabamos tu santo nombre por la porción que asignaste a nuestros padres, por esta tierra y este cielo y este mar que son ahora nuestra heredad. Dámoste gracias, Señor, por los tesoros de civilización y cultura de que nos hiciste participar, pero sobre todo, por el eminente conocimiento de tu Hijo, nuestro Maestro y Salvador, que aquí tuvo desde el principio seguidores fieles y mártires que testificasen por su verdad. Perdona, oh Señor, que no hayamos hecho el mejor uso de tus magníficos dones. Danos más amor a tu santa Palabra y más puro deseo de honrarte a ti solo. Haz que no malgastemos nuestros tesoros del pasado, sino que los abrillantemos con tu luz purísima. Guía y prospera los esfuerzos de cuantos quieran contribuir a nuéstro bien verdadero. Ten de tu mano a nuestras autoridades y exalta la justicia. Llévanos a todos más y más hacia ti, que eres nuestra patria eterna. Por Jesucristo nuestro Señor. — R. Amén.
 

For Our Country

POR LAS AUTORIDADES CIVILES

    ¡DIOS omnipotente, Creador de todas las cosas y Gobernador del mundo! Te rogamos humildemente por todos los qüe gobiernan y administran justicia en la tierra; y en especial por el supremo Gobernante de nuestro país, por sus Ministros y consejeros [por las Cortes — esto se dice cuando están abiertas], y por cuantos están puestos en autoridad. Llénalos de tu Santo Espíritu, para que hagan tu voluntad siempre y no se aparten jamás de tus caminos. Todo cuanto hagan y dispongan, dirígelo tú para la exaltación de tu gloria, el bienestar de tu Iglesia y la prosperidad de este país. Y concede para siempre a nuestra patria las bendiciones de la religión, de la paz y del progreso. Mediante Jesucristo nuestro Señor. — R. Amén.
 

 For All in Civil Authority

 EN TIEMPO DE ELECCIONES A CORTES

    ¡DIOS todopoderoso, que eres el Supremo Gobernante del Universo y el Dispensador de todas las cosas en el cielo y en la tierra! Humildemente te suplicamos que dispongas, ilumines y guies a los electores de esta nación, de tal manera que elijan para representantes suyos en las Cortes, a aquellos hombres que puedan legislar y dirigir los asuntos públicos, como mejor conduzca a tu honor y gloria y al provecho espiritual y temporal de este pueblo. Concédenos esto, oh Padre celestial, por Jesucristo nuestro Salvador. — R. Amén.
 

 In Time of Elections to the Cortes (Parliament)

 POR LAS CORTES, AL TIEMPO DE SU APERTURA

    ¡OH Dios de todo poder, sabiduría y bondad, por quien reinan los reyes y obran rectamente los que legislan! Suplicámoste que te dignes inspirar y dirigir a las Cortes de nuestro país; para que sus deliberaciones tiendan al incremento de tu gloria y prosperidad de tu Iglesia; y fomenten la confianza, consoliden la tranquilidad, estrechen los vínculos del amor y completen el bienestar de tu pueblo para siempre; a fin de que el goce de las bendiciones de la paz y dicha temporal nos haga prever y ardientemente desear aquella paz y aquella felicidad que son eternas. Mediante Jesucristo nuestro Señor. — R. Amén.
  

 For the Cortes, During its Session

 POR LAS MISIONES CRISTIANAS

    ¡DIOS todopoderoso, que por Jesucristo tu Hijo diste mandamiento a tus Apóstoles para que fuesen por todo el mundo y predicasen el Evangelio a toda criatura! A los que tú has llamado a tu Iglesia, concédenos una pronta voluntad para obedecer tu Palabra, y llénanos de un deseo cordial de hacer manifiesto tu camino sobre toda la tierra, y tu salvación entre todas las naciones. Mira con ojos de compasión a los gentiles que no te han conocido, y a las muchedumbres que están desparramadas como ovejas que no tienen pastor. Oh Padre celestial, Señor de la mies, oye, te rogamos, nuestras súplicas, y envía trabajadores a tu mies. Habilítalos y prepáralos por tu gracia para la obra de tu ministerio; dales el espíritu de poder, y de amor, y de sana inteligencia; fortalécelos para sufrir el trabajo y sobrellevar la fatiga; y concede que tu Espíritu Santo prospere su obra, y que por su vida y doctrina puedan manifestar tu gloria y adelantar la salvación de todos los hombres; por nuestro Señor y Redentor Jesucristo. — R. Amén.
 

 For Christian Missions

 PARA LAS CUATRO TÉMPORAS

Miércoles, Viernes y Sábado 
después del primer Domingo de Cuaresma

    ¡OH Señor Jesucristo, que enviaste a tus Apóstoles a predicar entre todas las naciones el arrepentimiento y la remisión de los pecados, por medio de tu nombre! Concede que, por los que son ahora tus embajadores, sean traídos al arrepentimiento los que yerran, y confirmados en la verdadera fe los que se arrepienten; mediante tu gracia y por tu gran misericordia. — R. Amen.

Miércoles, Viernes y Sábado
después del Domingo de Pentecostés

    ¡OH Dios, que en este tiempo enviaste tu Espíritu Santo sobre los Apóstoles, revistiéndolos así con el poder de lo alto! Concede que el mismo Espíritu, obrando en los Ministros de tu Iglesia y por medio de ellos, haga que la Palabra que predican y los Sacramentos que administran, sean eficaces para la salud de muchas almas; en el nombre y por los méritos de Jesucristo nuestro Señor. — R. Amen.

Miércoles, Viernes y Sábado
después del día 14 de Septiembre

    ¡OH Señor de la mies! Concede, te rogamos humildemente, que aquellos a quienes tú llamas para ministrar en tu santa Iglesia, abunden siempre en la obra del Señor, y que el fruto de sus trabajos,aprobado por ti, permanezca para vida eterna; por Jesucristo, tu Hijo, Señor nuestro. — R. Amen.

Miércoles, Viernes y Sábado
después del tercer Domingo de Adviento

    ¡OH Dios y Señor nuestro, que al advenimiento de tu Hijo Jesucristo enviaste a Juan el Bautista en el espíritu y poder de Elías, a fin de que preparase el camino delante de El! Concede que los Ministros de tu Palabra y Sacramentos, con igual ardiente celo, preparen el camino para su segunda venida; mediante el mismo Jesucristo nuestro Señor. — R. Amén.
 

 For the Ember Days

 PARA EL DÍA EN QUE HAY ORDENACIÓN DE MINISTROS

    ¡DIOS omnipotente, Dador de toda buena dádiva, que por tu providencia has señalado diversos órdenes en tu Iglesia! Suplicámoste concedas tu gracia a todos los que son llamados a cualquier oficio y ministerio en ella; y en particular a tus siervos que en este día reciban la imposición de las manos; y que de tal modo los llenes de tu verdadera doctrina y los adornes con pureza de vida, que te sirvan fielmente, para gloria de tu nombre y para bien de tu Iglesia; por la mediación de nuestro Señor y Redentor Jesucristo. —R. Amén.
  

 For the Day in which a Minister is Ordained

 PARA CUANDO VA A CELEBRARSE, O MIENTRAS SE CELEBRA, EL SÍNODO DE NUESTRA IGLESIA

¡ OH Señor Dios, Padre de las luces y Fuente de toda sabiduría, que has prometido por tu Hijo Jesucristo estar con tu Iglesia Universal hasta el fin del mundo! Rogámoste humildemente que mires con tu benigno favor a los Obispos, Presbíteros y Fieles, que van a congregarse [o, que están congregados] en tu santo nombre, para tratar de los asuntos concernientes a esta Iglesia. Concede misericordiosamente que tu Espíritu Santo esté sobre ellos, los ilumine y los guíe; y que todos sus acuerdos sean prosperados para el adelantamiento de tu honra y de tu gloria, y para el bienestar de tu Iglesia. Condúcelos a ellos y a nosotros a toda verdad; para que así pueda siempre esta Iglesia retener y vivir en la fe apostólica y verdaderamente católica, y servirte sin temor en pureza de culto y novedad de vida, según tu santa voluntad; mediante Jesucristo nuestro Señor. — R. Amén.
 

 For before or during a Synod of this Church

 POR LA LLUVIA

    ¡OH Dios, Padre celestial, que por tu Hijo Jesucristo has prometido a los que buscan tu reino y su justicia, todas las cosas necesarias para su corporal sustento! Envíanos, te suplicamos, en la necesidad presente, la lluvia necesaria para que gocemos los frutos de la tierra, en bien nuestro y gloria tuya; mediante Jesucristo nuestro Salvador— R. Amén.
 

 For Rain

 POR BUEN TIEMPO

    ¡OMNIPOTENTE Dios, que por los pecados de los hombres anegaste el mundo en tiempos pasados, dejando vivas sólo ocho personas; y. después prometiste, por tu gran misericordia, no volver a destruirlo asf jamás! Suplicámoste humildemente que, aunque por nuestras iniquidades hemos merecido el castigo de lluvia y aguas, no obstante, recordando tu promesa y a vista de nuestro arrepentimiento, quieras disipar el nublado y enviarnos tiempo sereno, para que en debida sazón recibamos los frutos de la tierra, y te demos por tu clemencia alabanzas y gloria; mediante Jesucristo nuestro Señor. — R. Amén.
 

 For Good Weather

EN TIEMPOS DE CARESTÍA Y DE HAMBRE

    ¡OH Dios de bondad y amor, de quien proviene que la lluvia descienda, la tierra se fertilice, los ganados se aumenten y los peces se multipliquen! Te rogamos que mires la aflicción de tu pueblo, concediendo que la penuria y carestía (que justamente sufrimos por nuestros pecados) sean por tu bondad convertidas en copia y abundancia; y recibiendo nosotros tu paternal liberalidad, usemos de ella para tu gloria, para alivio de los necesitados, y para nuestro consuelo; mediante Jesucristo nuestro Señor. — R. Amén.
 

In times of Scarcity and Hunger

EN TIEMPO DE EPIDEMIA

    ¡OMNIPOTENTE Dios, Señor de la vida y de la muerte, de la salud y de la enfermedad, que en tu enojo hiciste descender la peste sobre tu pueblo rebelde y pecador en los antiguos tiempos; y con todo esto, acordándote de la misericordia, apaciguaste tu mano vengadora! Ten piedad de nosotros, que al presente nos hallamos visitados de grandes enfermedades [y mortandad]i. Y como entonces te dignaste cesar en el castigo, complácete ahora también en apartar de nosotros esta terrible aflicción. Santifica, te rogamos, para nosotros esta tu corrección paternal. Ensancha nuestra caridad pal-a socorrer a los que necesitan de nuestra ayuda. Bendice los remedios que se emplean en su auxilio. Danos prudencia para ver y vigor para usar los medios que en tu proviciencia dispones, para prevenir y aliviar tales calamidades. Y sobre todo, enséñanos a conocer cuán frágil e incierta es nuestra condición, y a contar de tal modo nuestros días que, mientras vivamos aquí, apliquemos nuestros corazones a la santa y celestial sabiduría; mediante Jesucristo, tu único Hijo, nuestro Señor. — R. Amén.
  

In time of Plague

EN TIEMPO DE TERREMOTOS

    ¡OH Dios de inmenso poder, a cuya indignación la tierra tiembla, y los fundamentos de los montes se estremecen! Dígnate mirar al valor infinito de la sangre de tu Hijo, que por nosotros fué una vez derramada y regó la tierra; y en tu gran misericordia sosiega los terremotos, dando seguridad a nuestras moradas; calma la ansiedad que nos agita por los peligros de que nos vemos amenazados; haznos depositar toda confianza en ti que eres nuestro Señor y Padre; y guárdanos con tu poderoso brazo en este mundo, hasta que seamos trasladados a vida inmor tal en tu reino de perpetua paz y de gloria eterna. Concédenos esto, oh benigno Dios, por los méritos de Jesucristo nuestro Salvador. — R. Amén.
 

In time of Earthquakes

EN TIEMPO DE GUERRA

    ¡OH Dios omnipotente, Rey de reyes y Gobernador de todas las cosas, a cuyo poder nada resiste, y a quien pertenece de justicia castigar a los pecadores y apiadarse de los arrepentidos! Te suplicamos humildemente que nos salves y libres de las manos de nuestros enemigos;, y concédenos que rodeados de tu protección, nos veamos siempre exentos de todo peligro, y te alabemos como el único dispensador de la victoria; por los méritos de tu Hijo unigénito, Jesucristo nuestro Señor. — R. Amén.
 

In time of War

POR LA PAZ

    ¡OH Dios, autor de la paz y amante de la concordia, de cuyo conocimiento depende nuestra vida eterna, y cuyo servicio es plena libertad! Defiende a estos tus siervos eñ todos los ataques de nuestros enemigos; para que, confiados en tu amparo y protección, no tengamos motivo de temer la fuerza de ningún adversario; mediante el poder de Jesucristo nuestro Señor. — R. Amén.
 

For Peace

PARA PEDIR UNA BUENA COSECHA

    ¡Dios omnipotente, Señor de cielos y tierra, en el cual vivimos y nos movemos y somos; que haces salir tu sol sobre los malos y sobre los buenos, y envías la lluvia sobre los justos y los pecadores! Nosotros te rogamos que mires con benignidad a tu pueblo que te invoca, y te dignes concedernos una estación de fértil y abundante cosecha; para que, llenos continuamente de tu bondad nuestros corazones, podamos regocijarnos y darte siempre alabanzas y acciones de gracias; por el amor de Jesucristo Señor nuestro.— R. Amén.
 

For a plenteous Harvest

POR UN ENFERMO

    MIRA desde el cielo, oh Señor, y visita y alivia al siervo tuyo, para quien se han pedido hoy nuestras oraciones. Mírale con ojos de misericordia; restitúyele a su prístina salud, si es de tu agrado; santifica para él esta tu paternal corrección; dale consuelo y una confianza firme en ti; defiéndele de las asechanzas y temores del maligno, y guárdale en perpetua paz y seguridad; mediante Jesucristo nuestro Señor — R. Amén.
 

For a sick Person

PARA PEDIR UNA BUENA MUERTE

    DIOS misericordioso, que no quieres la muerte del pecador, ten misericordia de nosotros. Concédenos un arrepentimiento verdadero, una fe alegre, una esperanza firme y una caridad abundante; para que, cuando llegue el momento postrero de nuestra vida, tengamos una muerte feliz, descansando en Jesús y entrando en el goce de tu presencia, en la patria de luz, de paz y de gloria. Por tu misericordia, oh bendito Señor Jesús, que con el Padre y el Espíritu Santo vives y reinas, un solo Dios, por todos los siglos. — R. Amén. 
 

For a good Dying

POR TODO EL GÉNERO HUMANO

    ¡OH Dios, creador y conservador del género humano! Nosotros te encomendamos humildemente los hombres de todas las clases y condiciones, rogándote que te dignes hacerles conocer tus caminos, y tu salud eterna a todas las naciones. Mas en particular te pedimos por la felicidad de la Iglesia Universal; y que de tal modo la dirija tu Santo Espíritu, que cuantos profesan ser y se llaman cristianos, caminen por las sendas de la verdad, y guarden la fe en unidad de espíritu, en vínculo de paz, y en rectitud de vida. Finalmente encomendamos a tu bondad paternal a cuantos se hallan afligidos o angustiados de cualquier modo, ya sea en su alma, ya en su cuerpo, o en sus haberes [especialmente a aquellas personas que han pedido nuestras oraciones] (esto se dirá cuando alguno de los fieles lo pida), suplicándote que los consueles y alivies según les convenga, dándoles paciencia en sus aflicciones y un feliz resultado de todos sus trabajos, para que te alaben y glorifiquen tu santo nombre; mediante Jesucristo nuestro Señor. — R. Amén.
 

For all conditions of People

ORACIÓN DE JUAN CRISÓSTOMO

    ¡OMNIPOTENTE Dios, que nos has dado gracia para que en la ocasión presente te dirijamos de común acuerdo nuestras súplicas; y has prometido que cuando dos o tres estén congregados en tti nombre, les concederás sus peticiones! Cumple ahora, oh Señor, los deseos y ruegos de tus siervos, como mejor les convenga;, y concédenos en este mundo conocimiento de tu verdad, y en el venidero vida eterna; mediante Jesucristo nuestro Señor.— R. Amén.


 

Prayer of St. John Chrisostom

Oraciones de Hacimiento de Gracias

 
    Para un Oficio de HACIMIENTO DE GRACIAS se recomienda leer en el OFICIO MATUTINO o VESPERTINO, además del Salmo 95 ó 23, respectivamente, uno o más de los Salmos 100, 124 y 146; después de la primera lección, cantar o leer el TE DEUM; y después de la segunda, en el Matutino, uno de los Cánticos 24, 25 y 26.
   

Thanksgivings

POR LA LLUVIA

    ¡OH Dios, nuestro Padre celestial, que por tu benigna providencia haces descender sobre la tierra la lluvia tardía y temprana, a fin de que produzca frutos para uso del hombre! Te damos cordiales gracias porque te agradó, en nuestra gran necesidad, enviarnos al fin una lluvia oportuna sobre tu heredad, y refrescarla en su aridez, para consuelo de nosotros tus siervos, y para gloria de tu, santo nombre; por tus misericordias en Jesucristo nuestro Señor. — R. Amén. 
 

For Rain

POR EL BUEN TIEMPO

    ¡OH Señor Dios, que en tu misericordia has aliviado y confortado nuestras almas con la oportuna y próspera mudanza de tiempo! Gracias te’ damos desde el fondo de nuestros corazones por esta tu bondad para con nosotros, y suplicámoste que nos concedas tu gracia, para que usemos de ésta y de todas tus mercedes a honra y gloria de tu santo nombre; mediante Jesucristo nuestro Señor. — R. Amén.
 

 For good Weather

 POR LA ABUNDANCIA

    ¡OH misericordiosísimo Padre, que por tu bondad has oído los humildes ruegos de tu Iglesia, y has trocado nuestra carestía y penuria en copia y abundancia! Dámoste gracias por este tu especial favor, suplicándote continúes tu benignidad con nosotros, para que nuestra tierra nos produzca sus frutos con aumento, para tu gloria y nuestro consuelo; mediante Jesucristo nuestro Señor. — R. Amén.
 

 For Abundance

 POR HABER CESADO LA EPIDEMIA

    ¡OH Padre misericordioso! Delante de ti reconocemos humildemente que todos los castigos denunciados en tu ley, podrían en justicia haber venido sobre nosotros, a causa de nuestras muchas transgresiones y dureza de corazón. Y, puestó que te agradó por tu tierna misericordia disipar el contagio con que habíamos sido visitados, y restaurar la voz de gozo y de salud entre nosotros, te damos cordiales gracias y nos ofrecemos a tu bondad paternal con nuestras almas y nuestros cuerpos, para que sean un sacrificio vivo ante tus ojos, alabándote y ensalzando siempre tus misericordias en medio de tus fieles; mediante Jesucristo nuestro Señor. — R. Amén.
 

 For the end of an Epidemic

 POR HABER CESADO LA GUERRA

¡OH Dios omnipotente, que eres para tus siervos baluarte de defensa contra la faz de sus enemigos! Rendímoste alabanzas y hacimientos de gracias, por habernos libertado de los grandés y manifiestos peligros que nos rodeaban. Reconocemos que sólo por tu bondad hemos salido incólumes; y te suplicamos que continúes dispensándonos tus misericordias, para que el mundo conozca que tú eres nuestro Salvador y poderoso Libertador; mediante Jesucristo Señor nuestro. — R. Amén.
 

 For the end of a War

 POR LA PAZ EN EL INTERIOR

    ¡OH eterno Dios, nuestro Padre celestial, autor de la paz y de la concordia, que erés el único que puedes hacer a los hombres unánimes en una misma casa y en una misma nación! Bendecimos tu santo nombre, porque te has dignado restablecer la paz entre nosotros, y te rogarnos nos concedas a todos tu gracia, para que en adelante caminemos obedientes a tus santos preceptos, llevemos una vida quieta y pacífica, y ejercitando la piedad y toda virtud, te ofrezcamos nuestro sacrificio de alabanzas y acción de gracias por tal misericordia; mediante Jesucristo nuestro Señor. — R. Amén.
  

 For Peace at Home

 POR LA COSECHA

    ¡OMNIPOTENTE Dios y Padre celestial! Glorificámoste porque nos has cumplido de nuevo tu benigna promesa, de que mientras permanezca la tierra, no faltará la estación de sembrar y de coger. Te bendecimos por los buenos frutos de la tierra, que nos has dado para nuestro uso. Enséñanos, te rogamos, a recordar que no sólo de pan vive el hombre; y concédenos que nos alimentemos siempre de aquel que es el verdadero Pan del cielo, Jesucristo nuestro Señor. —R. Amén.
 

 For the Harvest

 POR EL RESTABLECIMIENTO DE UN ENFERMO

    ¡Dios omnipotente y misericordioso, autor y dador de la vida, de la salud y de todo bien! Bendecímoste muy humildemente, porque te has dignado librar de su enfermedad corporal a tu sier yo, que desea ahora darte gracias en presencia de tu pueblo, por las grandes mercedes que le has concedido. Haz que su corazón sea siempre sensible a tu bondad, y dale gracia para que dedique a tu servicio el resto de su vida, caminando delante de ti en santidad y justicia todos sus días; mediante Jesucristo nuestro Señor.— R. Amén. 
 

 For the Recovery of a sick Person

 POR EL ALUMBRAMIENTO DE UNA MUJER, 
CUANDO ÉSTA DESEE DAR LAS GRACIAS

    ¡OH Dios todopoderoso! Te damos las más humildes gracias, porque te has dignado mostrar tu gran misericordia preservando a esta mujer, tu sierva, durante la gran pena y peligro del alumbramiento, la cual te ofrece ahora sus alabanzas y te da gracias desde el fondo de su corazón. Suplicámoste, Señor misericordioso, que por medio de tu gracia pueda ella vivir fielmente y conducirse conforme a tu santa voluntad en esta vida, y que en el mundo venidero sea también partícipe de la gloria eterna; mediante Jesucristo nuestro Señor. — R. Amén.
 

 Thanksgiving of a Woman after Childbirth

HACIMIENTO GENERAL DE GRACIAS

    ¡OMNIPOTENTE Dios, Padre de todas las misericordias! Nosotros tus indignos siervos, te damos cordiales gracias por toda tu bondad, benignidad y favor para con nosotros, y con todos los hombres [particularmente con los que ahora desean ofrecerte sus alabanzas y acciones de gracias, por las mercedes que les has concedidol. (Esto se dirá cuando alguno de los fieles lo pida, por haber recibido merced especial del Señor.) Te bendecimos por nuestra creación, preservación, y todos los bienes de esta vida; mas sobre todo, por tu inestimable amor en la redención del mundo por nuestro Señor Jesucristo; por los medios de gracia, y por la esperanza de gloria. Y te suplicamos nos des pleno conocimiento de todas tus misericordias, para que nuestros corazones vivan llenos de gratitud, y para que te alabemos, no sólo con nuestros labios, sino también con nuestras vidas, entregándonos por completo a tu servicio, y caminando delante de tus ojos en santidad y justicia todos nuestros días, mediante el auxilio de tu divina gracia. Por Jesucristo Señor nuestro, a quien contigo y el Espíritu Santo, sea todo honor y gloria eternamente— R. Amén. 
 

General Thanksgiving

ORACIÓN DE JUAN CRISÓSTOMO

    ¡OMNIPOTENTE Dios, que nos has dado gracia para que en la ocasión presente te dirijamos de común acuerdo nuestras súplicas; y has prometido que cuando dos o tres estén congregados en tu nombre, les concederás sus peticiones! Cumple ahora, Señor, los deseos y ruegos de tus siervos, como mejor les convenga; y concédenos en este mundo conocimiento de tu verdad, y en el venidero vida eterna; mediante Jesucristo nuestro Señor— R. Amén.

 

 

 {jcomments on}